Naturaleza del Lugar

La Casa Azul tiene el privilegio de estar ubicada en el entorno de una zona de naturaleza prioritaria para conservación de la biodiversidad en nuestro país. A menos de un kilómetro del hotel se encuentran los límites territoriales del Parque Nacional del Tepozteco, establecido en 1936 para proteger la flora y fauna que habita en las inmediaciones de las imponentes formaciones montañosas que circundan al valle de Tepoztlán. Las zonas planas están cubiertas por selvas secas que pierden sus hojas durante la época seca (de noviembre a mayo). En las cañadas y cauces de ríos que inician al pie de los cerros, por ser lugares más húmedos, se desarrolla una vegetación selvática más exuberante donde crecen grandes árboles como las ceibas, las zirandas y los amates.

También por su ubicación, las áreas boscosas de la región ofrecen condiciones de hábitat aptos para muchas especies de aves y mamíferos, algunos de ellas endémicos de la región (i.e. que solo existen ahí). La zona ha sido identificada por organizaciones de ornitólogos internacionales como una de las áreas preferida para el avistamiento de aves

(Birdwatching, en inglés) de México, tanto por su riqueza como por su endemismo. En Casa Azul nos hemos aficionado al avistamiento de aves, y de las 76 especies reportadas para la zona, en las inmediaciones del hotel hemos identificado ya a 39. Dentro de las más bellas y llamativas tenemos al Momoto Azúl, la Guacamaya Verde, el Mosquero bermellón, el Cucú ardilla, y el Oriol naranja.

Si usted está interesado en saber más sobre temas de naturaleza, o salir a un paseo o excursión de avistamiento de aves, por favor háganoslo saber. Contamos con una biblioteca con referencias del tema, y la lista de especias de aves registradas para la Casa Azul. En casos especiales podemos organizar visitas guiadas con el apoyo de conocedores locales.